La lectura casual de un suplemento literario ha hecho que durante Enero monopolizara mi interés encontrar información sobre novela negra que se desarrollara durante II Guerra Mundial.

Tres son mis motivos principales de atracción hacia el escenario bélico que asoló Europa (y el mundo) durante casi 6 años. El primera es la pura fascinación que provoca un conflicto que envolvió al mundo entero y que dejó tras de sí cerca de 56 millones de víctimas..

El segundo es la concepción tradicional de que, durante dicha contienda, el BIEN (representado por las potencias aliadas) pugnaba contra el MAL (a la sazón, Alemania, Italia, Japón y algunos acólitos más) para evitar que éste último dominara el mundo. Concepción no exenta de matices (la hostoria la escriben los vencedores) pero tampoco libre de razones (la solución final y los príncipes de la eugenesia, entre otras).

Y la tercera, como no, el contexto histórico en el que se basa y la posibilidad de utilizar secundarios de lujo para adornar la ficción que nos entra a través de las líneas escritas de un libro.

Es por ello que he escogido cinco libros con los que deseo hacerme y que ansio poder leer y comentar en éste espacio. Y los cinco libros en cuestión son:

unos-por-otros.jpg  

Debo reconocer que desconocía por completo el personaje de Bernard Gunther (o Herr Gunther, como se empeñan en llamarle en las críticas literarias). Pero su descripción a causado mi interés: cínico, curtido, duro, sensible y honesto. De ésta combinación no sé lo que saldrá, pero la curiosidad me vence.

Herr Gunther es el protagonista de “Unos por otros”, su cuarta novela, o mejor dicho, la cuarta novela en la que Philip Kerr le ha hecho aparecer de nuevo después de que un largo silencio obligara a sus fans a creer que el escritor se había desecho de él para siempre.

Ésta última entrega de la tetralogía llamada “Berlin Noir” no pone a un Gunther que cansado de su suegro y de su esposa que se va tras los pasos de un famoso criminal sádico de las SS que ha sabido camelarse a los Aliados y encontrar refugio en América. Trama no le falta al asunto, no…

a-oscuras.jpg  

Durante 1944 la Luftwaffe (las fuerzas aéreas alemanas) ya no bombardeaban Londres sin ton ni son, pero hacían sus incursiones de vez en cuando. Y los crímenes no están exentos de ejecución, ni siquiera en estado de guerra. En el East End de Londres, un hombre aparece chamuscado y mutilado entre los escombros, pero algo hace ver que no ha sido por obra de las bombas.

Así arranca “A Oscuras”, la novela de John Lawton en la que hace debutar a su detective Frederick Troy, hijo de emigrantes rusos, y que será en encargado de arrojar un poco de luz al misterio que rodea al cadáver.

interesante sin duda es leer las otras cinco novelas que han seguido a ésta, entre las que destacan “Viejos Recelos” y la aparecida el año pasado: “Second Violin”.

berlin-1945.jpg  

Pierre Frei nos sitúa en un escenario desolador: el de la capital alemana en el año de su capitulación. Con éste marco, “Berlin 1945” nos narra la investigación sobre el asesinato de una serie de mujeres a manos de un asesino en serie. Cada una de su padre y de su madre (una aristócrata, una actriz, una esposa de un comandante, etc…).

Parece que uno de los puntos fuertes de la novela es la capacidad de estructuración de la voda de las víctimas. Lo que a mi me ha atraído de la misma es la colaboración que deben emprender un inspector berlinés, Klaus Dietrich, y el sargento de la Policía Militar norteamericana, Donovan, para la resolución del caso (la cultura vencedora frente a la cultura de los vencidos…).

patria.jpg  

“Patria” es uno de esos libros donde, al igual que sucede con “La conjura contra América” de Roth, tienen cierto morbillo asegurado. La razón: simulan que los acontecimientos históricos ocurrieron al contrario de cómo fueron. En el caso de la novela de Robert Harris, Alemania fue la que ganó la II Guerra Mundial. La acción transcurre durante el año 1964, año en el que se celebra el 75º Aniversario de Adolf Hitler, con un III Reich deseoso de celebrarlo. Los preparativos se ven empañados por la aparición de un cadáver en un lago, el cadáver de un alto cargo del Partido.

Y curiosamente, es el siguiente de una lista secreta que condena a muerte a todos los que figuran en ella.

¿El encargado de la investigación? un investigador de la Kripo, Xavier March (raro nombre para un alemán, ¿no?)

noche-de-los-generales.jpg  

Y he dejado para el final una novela de 1962 que, gracias a la gran pantalla, se ha convertido en mi “grial” particular.

“La Noche de los Generales”, de Hans Hellmut Kirst, narra la investigación que el Mayor Grau, oficial de la Wehrmacht alemana, realiza a la sazón de la muerte de una prostituta durante los días más violentos de la represión que el ejército Nazi ejecutó en Varsovia.

Su principal sospechoso es el General Tanz, comandante de una división acorazada alemana y máximo responsable militar en aquella Varsovia ocupada. Lo atrayente de ésta novela, al igual que de las anteriores, es el matiz: el mundo se está derrumbando a pedazos y un hombre se preocupa porque un crimen no quede impune.

Benditos idealistas…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s